REFLEXIÓN. MÉXICO, PUEBLO MÁGICO

REFLEXIÓN. MÉXICO, PUEBLO MÁGICO

Buenas tardes a todos; queridos lectores, queridas lectoras, queridOs lectorAs (y queridAs lectorEs) comunidad LGBT, “guau guau” a los perritos y “miau miau” a los gatitos. Ahora que he sido capaz de saludar correctamente en ésta época tan delicada de sus ofensas y tan malita de sus nervios, vamos al tema que les traigo hoy.

Se trata de una “ajusticiada” que sucedió ayer por la madrugada en redes sociales y de la cuál formé parte, antes de que me felicite, lea completa la entrada, el problema es el siguiente…

Resulta que un adolescente de nombre Bryan Ramírez, tuvo la brillante idea de abusar sexualmente de su hermano menor (no entraré en más detalles) y minutos después, tuvo un repentino acceso de genialidad: “lo subiré a Facebook, seré la sensación”. Y lo hizo.

BR
Fotografía editada para proteger las identidades como la ley lo exige, de la víctima y del victimario (también es menor de edad).

Las reacciones no se hicieron esperar, todo el mundo se indignó; lo querían linchar, matarlo, que lo violaran (ojo, que alguien lo violara, nunca nadie se ofreció a hacerlo) y un sinfín de linduras que se pueden apreciar todavía en los timeline’s de Twitter o muros de Facebook, hasta aquí todo parece ser normal, la gente indignada y unida contra un “monstruo” un pedófilo que merece todo nuestro desprecio y toda nuestra animadversión como sociedad, ni la cárcel es lugar para semejante aberración, de hecho, en la cárcel es en donde más sufrirá, porque afuera la “gente normal” sólo lo quiere matar, pero adentro… Es un mundo diferente, ahí va a sufrir de verdad, no le darán el dulce placer de una muerte rápida, ni la agonía de una muerte cuasi lenta, no, lo van a denigrar y a abusar hasta que llegue al mismo borde del final, luego, lo dejarán reponerse y la historia se repetirá,así durante toda su estancia en el fresco bote. O al menos eso cree la gente de afuera. ¿Justo? Tal vez ¿Tranquilizador? Evidentemente no ¿Hicimos bien las cosas? ¡Claro que sí! ¿Somos una sociedad actuando en función de la justicia? ¡Obvio!

Pero yo ayer no vi eso, desgraciadamente vi mensajes y mensajes cargados de ignorancia, odio e hipocresía, me abrumó la cantidad de gente que no sabe escribir la palabra “hacen”, por ejemplo, y que tiene acceso a internet, la pregunta que me retumba en la cabeza es: “Si éste nivel de ignorancia muestran las personas con acceso a internet ¿Cuál sera el nivel de ignorancia de los que no tienen acceso a la súper-carretera de la información?”.

Porque en verdad es decepcionante, la gente en su afán de “ayudar” dice y hace muchas barbaridades, lo desglosaré paso a paso para que nadie se pierda.

El inicio de todo.

7 de Enero a las 6:14 de la tarde. Luego de subir la desagradable foto, existe un vacío de al menos seis días, no sé lo que pasó en ese inter, quién fue la primer persona que “denunció” en redes sociales o cómo lo hizo. Hasta donde sé, porque he podido entrar al muro del susodicho y la foto ha sido eliminada, seguramente producto de las amenazas e indignación de la gente, Bryan cree que borrando la foto de su muro está del otro lado: grave error, una vez que subes algo a internet, es eterno, no se borra y cuantos más intentos haces de eliminarlo, más viral se vuelve.

El momento en el que yo me entero.

14 de Enero entre 1:30 y 2:00 de la mañana. En twitter, formo parte de varios grupos de usuarios, es normal que los usuarios formen éste tipo de “células privadas” con diversos motivos, sin entrar en detalles, en uno de esos grupos se empezó a rolar información de “Bryan” movidos por los tuits públicos de un miembro de la célula, la plática empezó con la inocente pregunta: “¿Quién es ese tal bryan del que hablas en el TL*?”, cuandonos mostró quién era, la cosa se tornó mucho más seria, no hablaré del grupo en cuestión para proteger sus identidades, pero créanme cuando les digo, que tienen poder de ataque, son personas que saben lo que hacen y enseguida se pusieron en movimiento.

No sé si la idea de pedir ayuda a una cuenta enorme surgió de ese grupo, pero diez minutos después, dos cuentas que entre ambas suman más de doscientos mil followers, ya estaban haciendo viral el asunto, publicaron los siguientes datos del pedófilo Bryan: Cuenta de Facebook, cuenta de Instagram, número telefónico, domicilio y todo lo que se derivó de dichas cuentas (posts, fotos, gustos, biografías, etcétera). Bryan en su casa, bajaba tres kilos debido al estrés.

Al tener el número telefónico en una era de información como ésta, no pasó mucho tiempo para que saliera la primer captura, alguien había enviado una amenaza a Bryan y le había tomado captura, las cuentas enormes le dieron RT** y de ahí se desprendió una casada de amenazas que se tornaron más y más agresivas, hago un alto para explicar el por qué hasta éste punto, no he participado en el “pedo-roast” del que Bryan era objeto.

Al principio me indignó como padre, tengo hijos y si viera una foto de alguien haciéndole eso a mi hijo, seguramente perdería la cabeza y me convertiría en homicida, creo que hasta cierto punto una reacción así es normal, pero aquel niño no era hijo de toda esa gente ¿Por qué estaban tan enojados? y concluyo que la psicología social puede explicarnos una parte del fenómeno.

Independientemente de que es un delito indignante, la reacción en mi opinión, fue desmedida, enseguida pensé “Normalización”, les dejo una descripción para estar todos en el mismo canal:

Influencia mediante la que los juicios de los miembros de un grupo convergen gradualmente hasta que se establece un margen estable de fluctuación entre sus respuestas y una norma común.

(Pichastor, 2012)

¿Qué quiere decir esto? En términos más concretos, cuando un grupo de gente se enfrenta a una situación nueva, existe una influencia recíproca entre el grupo y el individuo (cada uno de ellos), si bien (desgraciadamente) conocemos de muchos casos de pedofilia, pero estoy casi seguro de que uno con éstas características no, ahí está la situación nueva, sin marco de referencia, luego las influencias, alguien publica su dirección y otro publica “voy a ir a madrearlo”, otros sujetos ven que la reacción a ese comentario no es adversa por parte del grupo y deciden actuar bajo ese nivel de tolerancia, luego otro lo amenaza pro el whatssapp y más de lo mismo, todos le celebran la “gracia” y se desata esa cadena de amenazas “justicieras”, el problema es que nadie pensó que amenazar de muerte también es un delito, que Bryan también está amparado por la ley (al menos en papel) y que publicar su número telefónico les podía traer problemas. México, señoras y señores.

Fue entonces que decidí no hacer nada y mejor seguir el curso de las acciones sin participar activamente, era fácil incurrir en un delito bajo esas condiciones, y no es que no quiera incurrir en delitos, la verdad pienso que si el momento lo amerita, no importa, pero evidentemente Bryan iba a caer tarde o temprano ¿Para qué caer con él? Pensé.

Durante la siguiente hora vi de todo, aunque no exclusivo de Twitter, fui a Instagram y no encontré nada, Bryan había convertido a “privada” su cuenta, luego a Facebook y ahí fue que explotó la olla de las tonterías: Facebook, el último bastión de los lelos, el punto de reunión de activistas de sillón, de indignados sociales y de revoltosos varios. Si usted me conoce un poco, sabe que no digo nada si tengo la más mínima duda o si lo expongo, lo hago bajo esas reservas.

Para ese momento, la Secretaría de Seguridad Pública de Tijuana (En adelante SSPT), ya había publicado el siguiente comunicado:

IMG_1934

La gente en twitter empezó a borrarlo todo, amenazas, RT’s, tuits en contra, todo; todo quedó eliminado. En tiempo récord la SSPT había detenido al animal del Bryan y todos felices… ¿O no?

Cuando entré a la publicación arriba expuesta, estaban ya por los novecientos ‘likes’ y más de seiscientos comentarios, muchos muy subidos de tono y exigiendo pruebas de la detención, el primer problema vino cuando la SSPT borró la publicación, nunca explicaron el por qué, mi teoría es que la fotografía (el niño a penas pixelado, el victimario con la cara expuesta) no era aceptable de acuerdo a nuestras leyes y si bien podían editar la publicación, decidieron eliminarla.

En el colmo de la tontería, gente aseguraba que no habían detenido al delincuente y por eso borraron la publicación “muy sospechoso”, decían, asegurando cosas sin brindar las pruebas que ellos exigen, bajo la “lógica” si lo dice el gobierno, es mentira, si lo digo yo, debe de ser verdad, así lo razoné. A esa situación solo le faltó Martha Higareda enseñando las tetas, para ser completamente mexicana.

Hago la comparativa entre las reacciones en Twitter y Facebook porque en el primer sitio ya había terminado el mame, justo cuando a penas iniciaba en el otro, no me mal entiendan, la gente de Facebook no es más lenta, simplemente buscan diferentes objetivos, creo que eso viene muy influido por las características de la gente que usa una y otra red social. Me explico: el usuario promedio de Facebook, es más grande de edad que el de twitter, el usuario promedio de twitter es más práctico que el de facebook (la misma naturaleza de la red lo indica). Si sabemos sumar uno más uno, entendemos que en Twitter solo quería la gente que lo detuvieran, pero en Facebook la gente lo quería ver sufrir, quería (y exigía) pruebas de su detención. Es gracioso ver gente que no sabe ni escribir, exigiendo algo, para probar mi punto, veamos algunas de las joyas que encontré en la nueva publicación (con imágenes diferentes) de la SSPT.

facebook 1

Solo puedo suponer que lo que quiso decir es que aprehendieran (detuvieran) a los padres del pedófilo, o tal vez él piensa que los padres hicieron un excelente trabajo y debemos aprender (seguir su ejemplo) de ellos. Solo puedo suponer.

comment2

Es bien irónico que tú escribas “hirónico” y tú opinión valga lo mismo que la de alguien que sí terminó la educación primaria.

comments

Los mexicanos exigen; que lo violen, que lo maten, en uno de los diamantes arriba, “si lo Ben(sic.) en la calle, matenlo(sic.)” Alguien debería de informarle a los usuarios de Facebook, que violar, matar culpables e incitar a la comisión de un delito:  también es delito.

Creo que con los comentarios superiores ya se dan una idea de para dónde voy, si quieren leer todo el tocho, pueden ir dando clic aquí.

La reflexión.

Luego de perder unas dos horas en todo el tema, lo que realmente me alarmó fue la ignorancia que mostró la gente, quejándose de que la policía de Tijuana no mostrara fotos del detenido, algunos exigían dichas fotos, cuando el community manager de la cuenta les explicó que el acusado era menor de edad y por eso no podían publicar sus fotos, hubo quien pidió “una foto aunque sea con la cabeza tapada, como al Chapo” ¿Pueden creer eso? Honestamente no sé qué diferencia hubiera hecho si suben una foto de cualquier persona “detenida” con la cabeza tapada, seguramente hubieran desatado otra ola de comentarios tipo “nos quieren engañar, que se le vea la cara” o algo por el estilo.

Lo que quiero decir es que el mexicano promedio se queja de que el gobierno va en su contra, de que todo está diseñado para joderlo y no se da cuenta de que se jode solo, también vi comentarios de personas que trataban de informar, trataban de ayudar, irónicamente eran ignorados olímpicamente, la gente solo lee a los alarmistas, los exagerados y los que desinforman, a nadie le gusta leer “se debe de seguir un proceso, es menor de edad, no van a publicar su foto.”, prefieren leer: “NO AN DETENIDO A NADIE NOS KIEREN BER LA KARA DE IDIOTAZ AGAN SU TRABAJO MALDITOS POLESIAS”.

Es una forma de hacerse las víctimas, muy conveniente para mediocres a los que les gusta regodearse en su miseria, para chairos que se creen activistas por postear contenido contra “el sistema” y para los más nobles de toda esa fauna nociva, los ignorantes que se creen cualquier cosa que alguien ponga en blanco y negro.

Me gustaría saber cuánta gente se fue con la impresión equivocada y llegó a platicar basura a sus compañeros de trabajo al día siguiente (es decir, hoy) esparciendo la mala información por todos lados, de pronto la noticia falsa se convierte en verdadera.

Llevando todo este cúmulo de datos al nivel más abstracto posible ¿No se podrían resolver casi todos esos problemas EDUCANDO a la gente? Podría escribir otras dos mil palabras intentando exponer mi punto de vista al respecto, pero como El Tepitazo tiene por objetivo hacer reflexionar a la gente, les dejaré ésta pregunta para que piensen cuántos problemas se hubieran evitado si fuéramos como sociedad, más educados, empezando desde el delito que desató todo este desmadre. Por hoy me despido, mis queridos lectores, esperando que les haya revelado algún dato interesante, que los haga cambiar la forma como ven su realidad, si lo piensan bien, vivimos en un país hermoso, a pesar de todo, un país lleno de oportunidades y en el que la gente trabajadora siempre tiene un futuro brillante, solo hay que trabajar duro para conseguirlo, como en todos lados.

Pepe Sosa.

Glosario de términos:

*TL. Timeline, es como el “muro” de Facebook, la parte pública de una cuenta de Twitter, aunque en algunos casos está protegida, sospecho que las cuentas con TL’s protegidos son las que se encargan de tuitear fórmulas para bombas caseras, ubicaciones bla bla bla

**RT. Retuit, acción de enviar a tus propios followers un tuit de otro usuario, para que todos puedan verlo, es tan raro como el demonio de tazmania o los eclipses totales de sol, pero al igual que los últimos, es posible verlo.

¡Dispara!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *